15 de septiembre de 2010

Cambios

Me pregunto si es habitual que la vida le cambie a una de un dia para otro con tanta facilidad... Siempre he dicho que tengo una mente inquieta, pero es que creo que no la puedo tener de otra manera cuando practicamente cada dia me levanto y no se si lo que ayer era algo casi seguro hoy se desvanece. A veces me siento como en un juego de ordenador de esos en los que conforme vas pasando y pisando, las losetas van desapareciendo, con lo cual no puedes volver atras, y no sabes muy bien que hay delante (o si hay algo siquiera) pero lo que esta claro es que lo de atras no existe... O me siento como el conejo de Alicia que corria y corria sin parar (solo que no voy gritando "!que llego tarde!"). Es una especie de huida hacia adelante forzada por las circunstancias en la que siento que no puedo parar, que no puedo sentarme ni a reflexionar y tengo que correr, correr, correr, correr porque lo de atras se cae... ¿Algun dia llegare a algun sitio?

6 comentarios:

perroandaluz dijo...

Llegarás lejos

Susana López dijo...

No mires atrás. Lo bueno está delante.

glaukilla dijo...

Perro, lejos si, la cuestion es si hacia arriba o hacia abajo ;-) Gracias!

Su, no miro patras vaya que me convierta en sal... Miro palante aunque a veces no parezca vislumbrase un horizonte.. y da un poquito de angustia... Besos !

Mónica dijo...

Biciterapaia, Glau, te ayudarará en el camino...Llegará!

rombo dijo...

Si el cambio ha llegado hay que asumirlo... y empezar una nueva etapa con ilusión.

glaukilla dijo...

Los cambios no paran Rom!! por eso no me da tiempo a acomodarme! :) Pero si, siempre palante! :) Beso!