22 de marzo de 2010

Qué emocionante.

"Que emocionante saber que estaba pensando en mi"... Siempre me ha encantado esta canción. Siempre me ha encantado imaginarte preparando las cosillas para cuando nos encontráramos. Desde lo más erótico (aceite, velas, inciensos, etc) -sobre todo la sorprendente primera vez que hizo que todas las demás fuera lindas, y sorprendentes a su manera- a lo mas sencillo y mundano (rosegones, patatillas fritas, chuches o zumos para el camino). Ja, no sé. Me emociona (me encanta!) imaginarte delante de las baldas del super escogiendo aquello que sabes que me gusta, aquello que imaginas que me puede gustar, aquello que sabes que va a provocar una sonrisa de manera inexorable, un beso, un abrazo y un encuentro placentero y relajado.

7 comentarios:

Onomatopeya dijo...

Es maravilloso cuando alguien sabe exactamente lo que te gusta y de vez en cuando te sorprende con ello. Absolutamente maravilloso e indescriptible

rayajo dijo...

Lástima que no todas saben apreciarlo, y una de las pocas que sabe, resulta que es mi hermana...

Glaukilla dijo...

Jaja, rayajo. Pero estoy segura que hay muchas que saben (y tu número de hermanas no es infinito, you know).

ROMBO dijo...

Perdonen señoras y señores, creo que tengo un sueño retrasado excesivo, y lamento decir que esta canción me ha dormido. He visto una Telecaster y esperaba que fuera exprimida, pero no... me he dormido.

Glaukilla dijo...

Jeje. A mi no me duerme pero me hace ensoñar. Es como una música de fondo que te permite exprimir más los sentidos (no la telecaster). Quizá sea tu sueño atrasado que necesite priorizarse por encima de cualquier cosa (ya se sabe que las necesidades básicas deben ser cubiertas lo primero para poder dedicarse al placer y la contemplación sin prisa y pausa). Felices sueños rombito. Has vuelto de tu largo viaje?

ROMBO dijo...

No. Pronto. Pero seguro que será para irme de nuevo. Creo que no es volver... es continuar...

Glaukilla dijo...

Es lo que tiene viajar tanto. Que llega un momento que no sabes si vas o vuelves, o no acabas de llegar o de irte. Ves la vida como una gran rotonda ante la cual has de decidir por donde tirar... En cualquier caso me alegro de verte por aqui ;)